lunes, 9 de mayo de 2016

Rabo de Toro con Patatas Fritas

Aquí os traigo este plato de rabo de toro con patatas fritas, que realmente no suele ser de toro sino de ternera. Es un plato típico en varias partes de España y se encuentra habitualmente en muchos bares servido como "tapa", una tapa una "señora tapa" si lo pruebas con una cerveza o una copa de vino veréis que es una delicia. Os lo recomiendo.

Se me ocurrió hacer este plato porque el rabo de toro casi siempre va acompañado de patatas fritas y me acaban de regalar la freidora Actifry Snacking Express (de la marca Tefal, os dejo el enlace), como os contaba me la regalaron para el Día de la Madre y me ha venido genial pues no suelo hacer platos con fritos, pero con este pequeño electrodoméstico te permite "freír" solo con una cucharada de aceite un kilo de patatas cortadas o en bastones pequeños o en cuadraditos. Deliciosas.
Las patatas se hacen en poco menos de 20 minutos. Una maravilla y otra cosa importante, el bol extraible se puede lavar en el lavavajillas.

Una pieza completa de rabo de ternera (10 piezas aproximadamente)
Harina
2 copas pequeñas de Vino tinto (Rioja, Ribera del Duero...)
2 Dientes de Ajo
1 Cebolla grande 
1 Puerro (solo la parte blanca)
3 Zanahorias (pequeñas)
2 Tomates rojos (Pera o en rama)
2 vasos de caldo o de Agua mineral
Sal
1 hoja de Laurel
Pimienta negra (recién molida)
Perejil 
(para espolvorear cortado pequeño una vez esté servido)
5 cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra  (para el rabo de toro)
1 cucharada de Aceite de Oliva Virgen (para las patatas fritas)



Se lavan los trozos de carne y se secan. Se les pone un poco de sal y se pasan por un plato con un poco de harina para freírlos y que se sellen. Esto se hace con aceite de oliva virgen extra.

Cuando están todos los trozos de rabo de toro ya dorados y ya apartados en otro recipiente se empieza a hacer la salsa.

Con el mismo aceite que hemos usado para sellar la carne añadimos la verdura. 

Primero se corta la cebolla, el puerro y los dos dientes de ajo y cuando están algo rehogados se ponen los tomates cortados pequeños. Se revuelve y se añaden las zanahorias cortadas a rodajas.

Añadimos el rabo de toro a la olla y se mezcla con la verdura. Se añade el vino tinto y se deja que evapore el todo el alcohol

Se añade a la olla o bien caldo o agua mineral hasta cubrir prácticamente los trozos de carne.

Se añade sal, pimienta negra, mejor si es recién molida y la hoja de laurel.

Si elegimos hacer este plato en olla presión siempre se debe poner a fuego bajo y un mínimo de 60 minutos, dependiendo de lo grande que sean los trozos. Se abre al rato y cuando ya no salga vapor, se mira por si le hiciese falta más tiempo. Esta carne si no está bien hecha sale dura y si tiene la cocción perfecta la carne se desprenderá del hueso casi sin esfuerzo.

En caso de hacerla en olla normal, es decir sin presión se debe dejar unas 3 horas aproximadamente. 

La salsa se suele pasar por la batidora, o un pasapuré, pero también hay a quien le gusta la salsa sin pasar la verdura, eso ya como más os guste.

Este plato de rabo de toro lo suelo hacer el día anterior ya que reposado está más rico. 

Como casi siempre va acompañado de patatas fritas y que además me encantan fue lo único que tuve que preparar ese Domingo del Día de la Madre. Bien! 

Pues ya tenemos nuestro plato terminado. Seguro que os encanta.


Sed felices y cocinad esta receta deliciosa. 

Aquí os dejo el  Facebook de La Taza de Loza por si os queréis echar un vistacito.

2 comentarios:

  1. Nunca he comido rabo de toro, pero me comería todo ese plato con gusto...si no me dices que es de toro, jaja! Se ve riquísimo, feliz día!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Angélica! Se llama así pues después de las corridas de toros era típico probarlo en los bares o restaurantes cercanos. Ahora en cualquier carnicería lo encuentras o lo encargas. Está delicioso. Besos

      Eliminar

Muchas gracias, tus comentarios son muy importantes para mí.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...